¿Cómo hacer que un recién nacido duerma en el moisés?

  1. Hogar
  2. Moisés
  3. ¿Cómo hacer que un recién nacido duerma en el moisés?

Tabla de contenido

producto-moisés para bebé

Como padre cariñoso, ver a su querubín recién nacido caer en un sueño tranquilo es un espectáculo que reconforta el corazón. Sin embargo, el camino para lograr una consistencia moisés Dormir puede estar plagado de desafíos. No temas, esta guía completa te proporcionará una gran cantidad de estrategias para convencer suavemente a tu pequeño de que acepte el moisés como su acogedor refugio.

Comprender los patrones de sueño del recién nacido

Los conceptos básicos de los ciclos de sueño de los recién nacidos

Los recién nacidos tienen ciclos de sueño distintos en comparación con los adultos, a menudo caracterizados por períodos de sueño más cortos y despertares más frecuentes. Sus ciclos de sueño suelen oscilar entre 50 y 60 minutos, e incluyen etapas de sueño activo (REM) y tranquilo (no REM).

Diferencias entre el sueño diurno y nocturno

Inicialmente, los recién nacidos no diferencian entre el día y la noche, lo que provoca patrones de sueño irregulares. Es común que estén más despiertos durante la noche, lo que puede resultar un desafío para los padres.

Los recién nacidos tienen patrones de sueño únicos que pueden resultar difíciles de manejar para los nuevos padres. Comprender estos patrones y necesidades de sueño es esencial para ayudar a los recién nacidos a adaptarse a dormir en un moisés. Con paciencia, constancia y algunas estrategias, los padres pueden ayudar a que sus recién nacidos se sientan más cómodos y se adapten a dormir en un moisés.

¿Por qué algunos recién nacidos no duermen en moisés?

A los bebés les gusta la cercanía

Los recién nacidos tienen una gran necesidad de cercanía física y comodidad. Se sienten más seguros y reconfortados cuando duermen en estrecho contacto con sus padres. No hay lugar más acogedor para su recién nacido que el calor de sus amorosos brazos. Sin embargo, esta preferencia puede crear inadvertidamente una asociación de sueño que haga que dormir en el moisés sea una tarea desalentadora. 

Los entornos desconocidos hacen que el bebé se sienta incómodo

La cuna del bebé puede ser un entorno desconocido e incómodo para el recién nacido, que está acostumbrado al calor y la seguridad del útero o de los brazos de sus padres. Esta transición puede hacer que el bebé se sienta incómodo e inquieto. 

Problemas con gases y malestares por reflujo

Los problemas digestivos como los gases o el reflujo ácido pueden transformar el simple acto de acostarse en una prueba tortuosa para su pequeño. Mientras lidian con estas incomodidades, la perspectiva de quedarse dormidos pacíficamente en su moisés se convierte en un sueño lejano.

Si su pequeño está luchando contra el reflujo ácido o de gases, los ajustes en su rutina de alimentación y su posición pueden hacer maravillas. Considere mantenerlos erguidos durante 20 a 30 minutos después de alimentarlos, hacerles eructar con frecuencia y explorar técnicas de masajes suaves para aliviar las molestias antes de intentar dormir en el moisés.

Los bebés son propensos al reflejo de sobresalto

Imagínese despertarse sobresaltado cada vez que lo acuestan en su cómoda cama; esa es la realidad para los recién nacidos que experimentan el reflejo de sobresalto. Esta respuesta innata, provocada por movimientos repentinos o ruidos fuertes, puede despertar instantáneamente a su bebé de su letargo, dejándolo con los ojos muy abiertos y desconcertado.

Ambiente incómodo para dormir

Imagínese intentando dormir sobre una superficie implacable o en medio de un calor sofocante; es una batalla cuesta arriba, ¿no? Los recién nacidos, con sus delicados sentidos, son igualmente susceptibles a sufrir molestias provenientes de diversas fuentes. Un colchón que no les queda bien, telas ásperas o una regulación inadecuada de la temperatura pueden contribuir a su malestar, lo que les dificulta conciliar un sueño reparador.

El bebé está demasiado cansado

Contrariamente a la intuición, un bebé demasiado cansado puede resistirse a dormir con más vehemencia que uno que haya descansado bien. Cuando su reloj interno se descontrola, sus hormonas del estrés aumentan, lo que les hace cada vez más difícil calmarse y abrazar el abrazo calmante del moisés.

Reconocer los signos de cansancio excesivo es crucial, ya que detectarlos a tiempo puede evitar una espiral descendente hacia la resistencia. Hay algunas señales comunes del sueño:

  • Bostezos: Uno de los signos más reconocibles.
  • Frotarse los ojos o los oídos: Los bebés suelen frotarse los ojos o los oídos cuando están cansados.
  • Actividad disminuida: disminuir el ritmo o interesarse menos en el juego.
  • Mirar fijamente: mirar al vacío o parecer menos comprometido.
  • Inquietud: volverse más irritable o de mal humor.
  • Apego: querer que lo carguen más de lo habitual.
  • Chuparse los dedos o el chupete: mayor necesidad de chupar cómodamente.
  • Llorar: Inquietud creciente que lleva al llanto.
  • Pérdida de interés en personas o juguetes: alejamiento de los estímulos.
  • Movimientos bruscos: los brazos y las piernas se mueven de forma más errática.
  • Búsqueda: Los recién nacidos pueden empezar a buscar un pecho o un biberón incluso si no tienen hambre.
  • Más silencioso: volverse más silencioso y menos activo.
  • Párpados caídos: Los párpados pueden comenzar a caer o pueden tener problemas para mantener los ojos abiertos.
Moisés clásico para recién nacido con mosquitera

Formas de hacer que los recién nacidos duerman en el moisés

Cree un ambiente que induzca el sueño

1. Envolver: Envuelva a su bebé para imitar la sensación de estar cómodo en el útero. Esto puede prevenir el reflejo de sobresalto que a menudo despierta a los recién nacidos. Utilice una manta ligera y transpirable y asegúrese de que esté ajustada pero no demasiado apretada alrededor de las caderas.

2. Ruido blanco: Utilice una máquina o aplicación de ruido blanco para imitar los sonidos del útero. Los recién nacidos están acostumbrados al sonido constante del flujo sanguíneo en el útero, que es similar al ruido blanco. Usar una máquina de ruido blanco o un ventilador puede ayudar a crear un ambiente familiar y relajante que bloquee los ruidos repentinos que puedan asustarlos.

3. Iluminación tenue: Mantenga la habitación oscura u oscura para indicarle a su bebé que es hora de dormir. Evitar las luces brillantes ayuda a mantener el ritmo circadiano y fomenta la producción de melatonina, la hormona del sueño.

4. Temperatura ambiente: Asegúrese de que la habitación esté a una temperatura cómoda, generalmente entre 68 y 72 °F (20 y 22 °C). Vista a su bebé con ropa adecuada y utilice mantas ligeras o sacos de dormir.

Aproveche el ciclo natural de sueño del bebé

Preste atención a las señales de sueño de su bebé, como bostezar, frotarse los ojos o ponerse inquieto. El llanto también puede ser un signo tardío de cansancio. Es mejor actuar según las señales tempranas para evitar que su bebé se canse demasiado, lo que puede dificultarle conciliar el sueño. 

Comprender los períodos de vigilia de su bebé (la cantidad de tiempo que puede permanecer despierto cómodamente entre siestas) puede prevenir el cansancio excesivo. Los recién nacidos suelen tener períodos de vigilia breves, de 45 minutos a una hora y media. Lleve un registro de cuándo se despierta su bebé y trate de comenzar la rutina de sueño dentro de su ventana de vigilia.

Establezca una rutina a la hora de acostarse

1. Horarios consistentes: Establecer una rutina regular para acostarse a la misma hora cada noche ayuda a indicarle a su bebé que es hora de relajarse y prepararse para dormir. Esta consistencia ayuda a regular su reloj interno.

2. Actividades: Incluya actividades relajantes como un baño tibio, masajes suaves, canciones de cuna tranquilas o leer un libro breve. Estas actividades deben ser predecibles y relajantes, creando una sensación de seguridad y ayudando al bebé a relajarse.

Domina buenas habilidades calmantes

1. Balanceo y palmaditas: Mecerlo o darle palmaditas suaves puede ayudar a calmar a un bebé inquieto. Puede hacerlo sosteniendo a su bebé en sus brazos y meciéndolo hacia adelante y hacia atrás o usando una mecedora. 

2. Chupete: El uso de un chupete puede ayudar a satisfacer el reflejo de succión natural del bebé y brindarle comodidad. Puede brindar comodidad y ayudar a su bebé a calmarse sin alimentarse.

3. Masaje para bebés: Un suave masaje para bebés puede ayudar a relajar los músculos de su bebé y calmar su sistema nervioso. Utilice movimientos suaves y rítmicos con un poco de loción o aceite apto para bebés.

4. Eructar: Asegúrese de hacer eructar a su bebé después de alimentarlo para liberar el aire atrapado. Esto puede prevenir las molestias y reducir la irritabilidad debida a los gases.

5. Usa tu voz: Hablar en voz baja o cantar una canción de cuna puede resultar muy reconfortante para un recién nacido. El sonido de tu voz les resulta familiar y reconfortante.

6. Alimentación: A veces, una toma es todo lo que se necesita para calmar a un recién nacido. Asegúrese de que su bebé esté bien alimentado antes de intentar acostarlo a dormir. Tenga cuidado de no dejar que se duerma mientras toma el pecho o el biberón, ya que esto podría crear dependencia.

Dale a tu bebé la oportunidad de calmarse solo

Importancia de que los bebés se tranquilicen solos

Si bien puede ser tentador correr al lado de su bebé ante el primer gemido o llanto, brindarle la oportunidad de calmarse por sí solo puede ser una habilidad valiosa tanto para usted como para su pequeño. Sin embargo, este proceso requiere paciencia, constancia y un enfoque amable.

Los bebés que pueden calmarse solos pueden conciliar el sueño por sí solos sin necesidad de la intervención constante de los padres. Esto puede conducir a mejores hábitos de sueño y períodos más prolongados de sueño ininterrumpido. Cuando los bebés pueden calmarse y volver a dormir, es menos probable que se despierten por completo durante los breves despertares nocturnos. Esto significa menos interrupciones nocturnas tanto para el bebé como para los padres.

Métodos detallados

Si siempre los mece o los alimenta para que se duerman, lo esperarán cada vez que se despierten. En su lugar, trate de ofrecerles consuelo con una intervención mínima y deles la oportunidad de que se establezcan por sí solos. Coloque a su bebé en el moisés o cuna cuando esté somnoliento pero aún despierto. Esto les permite asociar el entorno del sueño con el proceso de conciliar el sueño, en lugar de necesitar que los acunen o los alimenten para dormir. 

Si su bebé comienza a quejarse, espere unos minutos antes de intervenir. A veces pueden volver a dormirse. Si necesita intervenir, hágalo brevemente y luego retroceda para darles otra oportunidad. Si su bebé tiene dificultades para calmarse, ofrézcale tranquilidad hablándole en voz baja o dándole palmaditas suaves mientras está en el moisés o la cuna. Evite levantarlos inmediatamente, ya que esto puede reforzar la dependencia de que lo carguen para dormir.

Reduzca gradualmente su presencia a medida que su bebé aprenda a calmarse solo. Comience por permanecer cerca y brindarle consuelo con su voz o un toque suave, luego disminuya lentamente la cantidad de intervención con el tiempo.

Dale a tu bebé gentileza y paciencia

Hacer que su hijo duerma en una cuna puede ser un proceso desafiante, especialmente para los nuevos padres que aún están buscando su camino. Este viaje requiere mucha ternura y paciencia, mientras su hijo aprende a adaptarse a dormir solo en una cuna. Es esencial comprender que este período de adaptación no es corto y que su enfoque amable y paciente desempeñará un papel crucial para ayudar a su hijo a sentirse seguro y cómodo.

Los bebés tienen sus propios patrones de sueño únicos y es normal que al principio se resistan a nuevos arreglos para dormir. Esperar resultados inmediatos puede generar frustración, pero comprender que su bebé necesita tiempo para adaptarse puede ayudarla a mantener la calma y brindarle apoyo. Habrá noches de despertares frecuentes y momentos de inquietud, pero mantener una conducta paciente le muestra a su bebé que usted está ahí para ayudarlo, sin importar el tiempo que lleve. 

¿Cómo hacer que el moisés sea más cómodo?

Ropa de cama suave y transpirable: Utilice un colchón firme y transpirable y ropa de cama suave y transpirable, como sábanas de algodón o muselina. 

Balanceo o vibración suave: Algunos moisés mecedores tienen funciones integradas de balanceo o vibración que pueden ayudar a calmar al recién nacido y promover el sueño.

Ayudas de posicionamiento: Utilice ayudas de posicionamiento, como una cuña o una manta enrollada, para elevar suavemente la cabeza y la parte superior del cuerpo del recién nacido, lo que puede ayudar con el reflujo o la congestión.

Aromas familiares: Coloque un artículo pequeño y suave con el aroma de los padres en el moisés para ayudar al recién nacido a sentirse más cómodo y seguro.

Consideraciones de seguridad al usar un moisés para dormir al recién nacido

Montaje adecuado del moisés: Asegúrese de que el moisés esté correctamente ensamblado y de que todos los elementos de seguridad, como el mecanismo de bloqueo, funcionen correctamente.

Posicionamiento: Coloque siempre al recién nacido boca arriba para dormir, nunca de lado o boca abajo.

Sin artículos sueltos: Retire cualquier artículo suelto, como juguetes, almohadas o mantas, que puedan representar un peligro de asfixia o estrangulamiento.

Estabilidad del moisés: Asegúrese de que el moisés esté colocado en un establo. No debe tambalearse ni volcarse fácilmente. Si el moisés tiene ruedas, asegúrese de que estén bloqueadas cuando el moisés esté parado.

Flujo de aire: Asegúrese de que el moisés tenga un flujo de aire adecuado y no esté colocado de manera que pueda restringir el flujo de aire. Elija un moisés con laterales de malla transpirable. Evite los moisés con lados acolchados que parecen almohadas, ya que pueden representar un riesgo de asfixia si su bebé se enrolla en ellos.

Siga los límites de peso y edad: Adherirse a la fabricante de moisés Límites de peso y edad del moisés. La mayoría de los moisés están diseñados para bebés de hasta 15 a 20 libras.

Cuna para bebé recién nacido con lindo diseño de osito

Elegir el moisés adecuado para su recién nacido

Además de implementar las técnicas y recomendaciones de seguridad antes mencionadas, puedes acelerar la transición de tu bebé a un sueño independiente en el moisés adquiriendo un moisés acogedor y seguro para él. Un moisés de alta calidad no solo brinda comodidad a su bebé, sino que también permite a los padres conservar energía y tiempo al enseñar a su pequeño a dormir en el moisés. Aquí tienes una guía detallada sobre cómo seleccionar el moisés perfecto para tu hijo:

1. El moisés debe cumplir con las normas de seguridad

Verifique que el moisés cumpla con los estándares de seguridad establecidos por organizaciones acreditadas como la Comisión de Seguridad de Productos de Consumo (CPSC) o la Asociación de Fabricantes de Productos Juveniles (JPMA). Estas certificaciones garantizan que el moisés ha pasado estrictas pruebas de seguridad.

Opte por un moisés con laterales de malla transpirable. Los laterales de malla garantizan un flujo de aire adecuado, lo que reduce el riesgo de asfixia y ayuda a regular la temperatura de su bebé.

2. Elija una opción de portabilidad si es necesario

Si necesita mover el moisés de una habitación a otra, elija uno que sea liviano y que tenga ruedas o asas para facilitar su transporte. 

3. Equilibra el tamaño y el espacio

Mide el área donde planeas colocar el moisés para asegurarte de que encaje cómodamente. Si tiene espacio limitado, busque un moisés pequeño que aún ofrezca suficiente espacio para que su bebé duerma de forma segura.

4. Céntrese en funciones adicionales

Algunos moisés vienen con características adicionales como bolsillos de almacenamiento, configuraciones de vibración, mecanismos de balanceo o máquinas de ruido blanco incorporadas. Si bien no son esenciales, pueden agregar comodidad y confort.

5. Tipos de moisés populares

  • Moisés tradicionales: moisés independientes que suelen ser livianos y pueden incluir características como cestas de almacenamiento.
  • Moisés para dormir juntos: se colocan al costado de la cama de los padres, lo que facilita la alimentación nocturna y al mismo tiempo proporciona un espacio separado para dormir para el bebé, lo que los convierte en una excelente opción para las madres que amamantan.
  • Moisés de viaje: opciones livianas y portátiles diseñadas para un fácil montaje y desmontaje, ideales para familias que viajan con frecuencia.
  • Moisés inteligentes: equipados con tecnología como balanceo automático, ruido blanco y sensores de movimiento para que los bebés vuelvan a dormir automáticamente.

Preguntas frecuentes

P: ¿Cómo puedo hacer que mi recién nacido duerma más tiempo por la noche?

R: Establezca una rutina constante a la hora de acostarse, asegúrese de que estén bien alimentados y cree un ambiente de sueño tranquilo para fomentar períodos de sueño más prolongados.

P: ¿Es seguro dejar que mi recién nacido duerma en el moisés toda la noche?

R: Sí, siempre que el moisés cumpla con las normas y pautas de seguridad, es seguro que su recién nacido duerma en el moisés toda la noche.

P: ¿Cómo puedo hacer la transición de mi bebé del moisés a la cuna?

R: Haga una transición gradual, comenzando con siestas en la cuna y luego pasando al sueño nocturno una vez que su bebé se sienta cómodo.

P: ¿Qué pasa si mi bebé sólo duerme cuando lo cargan en brazos?

R: Esfuércese por crear una rutina de sueño constante y haga que su bebé pase lentamente a dormir en el moisés colocándolo somnoliento pero despierto.

P: ¿Con qué frecuencia debo controlar a mi recién nacido durante la noche?

R: Los controles frecuentes son comunes al principio, pero a medida que usted y su bebé se sientan más cómodos, puede reducir gradualmente la frecuencia, asegurándose de que estén sanos y salvos.

Conclusión

Ayudar a un recién nacido a dormir en el moisés requiere paciencia, constancia y calma. Recuerde, el viaje no es una carrera corta sino una maratón, y cada bebé progresa a su propio ritmo. Con paciencia, constancia y un enfoque cariñoso, usted y su pequeño eventualmente encontrarán su ritmo y el moisés se convertirá en un preciado remanso de sueño tranquilo.

Artículos relacionados recomendados:

¡Maravilloso! Comparte este caso:

Obtenga una cotización/muestras

*Respetamos su confidencialidad y toda la información está protegida.
error: ¡¡El contenido está protegido!!

Obtenga una cotización personalizada rápida
(para empresas)

*Respetamos su confidencialidad y toda la información está protegida.